Por un cambio REAL del protocolo de atención ante la muerte perinatal

Quizá algun@s recordéis esta entrada, Siete reivindicaciones para cambiar el protocolo de atención en UCINs. Pues bien, desde entonces, han sucedido tres cosas:

1. Mi carta a Atención al Paciente del hospital donde nació Oli recibió la siguiente respuesta:

“Estimada Señora A:


Desde el Hospital … le transmitimos nuestro más sincero pésame por el fallecimiento de su hija Olivia… el 2 de Abril de 2014.


Hemos tramitado debidamente su escrito de fecha 11 de septiembre y enviado a los responsables de los servicios implicados para que tengan notificación de lo sucedido.


Lamentamos no haber cumplido con  sus expectativas, en algunos aspectos, en unos momentos tan difíciles. El jefe del servicio de pediatría ha recibido su escrito, lo ha estudiado con mucho interés y se pondrá en contacto con ustedes para hablar  y agradecerles que compartan su visión para mejorar la calidad de atención al paciente y sus familiares.


El propósito de este hospital es la excelencia tanto en el campo asistencial como en el trato humano y cercano. Para conseguirlo, la clave son las aportaciones tan importantes como ha sido su caso.


Reiterando nuestras condolencias se despide atentamente,


Responsable de atención al paciente”

2. El blog de El Parto es Nuestro publicó nuestra historia

3. Otra mamá, que de momento prefiere mantener el anonimato, me hizo llegar por email sus reivindicaciones, que aquí añado:

 “8Que exista un documento para firmar  y se aseguren de la
decisión de los padres ( la de los dos) antes de llevarse al bebé a la morgue del hospital de donde después ya no lo sacan y no te lo permiten ver.

No conocer a mi hija es algo que me duele muchísimo… Falta
un protocolo que acompañe a los padres en la toma de decisiones y unos tiempos
de respeto a esta decisión , así como un acompañamiento…
9. Que dispongan de plazas en las ambulancias para que algún
familiar pueda acompañar a los bebés en caso de ser trasladados de centro.
10. Que la información que se transmita a los padres no sea
culpatoria, que se proteja a las madres y padres que atraviesan estas
situaciones.
11.Que existan espacios disponibles para que la pareja que pasa por este duelo pueda vivirlo en la intimidad, sin habitaciones compartidas, ni padres durmiendo en el suelo…”
Reitero a tod@s la invitación a expresaros aquí y a añadir vuestras reivindicaciones, pues aún queda mucho por cambiar y no siempre se respetan las indicaciones de la
GUÍA PARA LA ATENCIÓN A LAMUERTE PERINATAL Y NEONATAL  elaborada por Umamanita y El Parto es Nuestro  (desde esta última asociación colaboró Mónica Álvarez)


Como decía en la entrada citada, no es suficiente con quejarse ante amigos y familiares o, en mi caso, contarlo en este blog. Quien encuentre la fuerza suficiente, en el momento adecuado, puede hacer llegar además sus reivindicaciones al hospital pertinente  a través del cauce establecido para ello.

“Mucha gente pequeña en lugares pequeños, haciendo cosas pequeñas pueden cambiar el mundo” (Eduardo Galeano)

Por Olivia, por todos nuestros bebés estrella

3 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *